Avivando la acción

14/5 – 18: 00h, en Shanti Nilaya, Escuela de Yoga, (Compositor Pere Aubert, 50), Olot

Algunas reflexiones de Kimaya

Esta sonoridad me pregunta sobre …

Raag Tukhari nos ayuda a plantearnos cuestiones cómo ¿cuál es el paso que estoy a punto de dar? ¿Por qué me encuentro en este punto en el que, aunque lo vea claro, todavía no he conseguido pasar a la acción? ¿Qué es lo que se pone de manifiesto en este momento tan preciso? ¿Soy capaz de sentir, cada vez más intenso, ese impulso, esa energía creciente en mi interior que me permitirá moverme hacia mi meta? ¿Puedo utilizarlo para hacer de ello mi motor y accionar hacia dónde me propongo?

Esta sonoridad es para mi …

Percibo esta melodía cómo una brisa suave, agradable pero constante que hace que no se apague mi fuego interno. Una chispa que potencia, cada vez más evidente, un resurgir de mi intención de ir a por esa meta que siempre he querido alcanzar pero que, por razones diferentes, nunca he acabado de completar. Moverse hacia una meta, un designio que me he planteado y que ahora, justo en este momento, estoy a punto de lograr. Escucho, siento, observo y detecto qué es lo que se mueve en mí durante este proceso y poco a poco, esta melodía abre una alegre conversación en la que mi alma le dice a mi mente: “querida, esto es lo que hemos estado esperando tanto tiempo, y nos morimos de ganas de ir a por ello. ¿Tomas mi mano y vamos? Lo sientes claramente, ¡adelante!. Sabes cómo hacerlo. Simplemente, ¡hagámoslo!”

En estos momentos en los que vivimos esta sonoridad nos puede ayudar a …

En estos tiempos en los que tenemos tanta información contradictoria, que todo el mundo tiene una opinión y quiere convencer al otro, corremos el peligro de dejar de utilizar nuestra intuición a la hora de tomar decisiones personales. De dejar pasar las oportunidades que se nos presentan sin dedicar un tiempo a parar y escuchar cómo resuenan en mí, qué me aportan y con qué fuerza soy capaz de sentirlas. Raag Tukhari, nos puede ayudar a escuchar qué es lo que suena en nuestro interior en estos momentos tan precisos para poder potenciarlo, agrandarlo más, si cabe, y seguir ese llamado para trazar el camino de manera decidida, alegre y segura hacia lo que hemos proyectado. Esta vez ya sin excusas ni postergaciones.

Inscríbete aquí